Nacedero del Urederra.

El Urederra forma en su nacimiento un colosal anfiteatro a los pies del gran murallón calizo formado por la sierra de Urbasa, descendiendo en divertidas cascadas de sorprendente azul turquesa.

El río Urederra que surge de las mismas entrañas de Urbasa, absorbe de las profundidades el agua que se filtra del gran Karst de la Sierra.

El entorno catalogado como Reserva Natural, es de una belleza y riqueza ecológica, con una pequeña población de nutrias y de visón europeo, amén de las numerosas aves acuáticas que hacen de las pozas sus piscinas particulares, entre las que destacan el martín pescador y el mirlo acuático.

Recorrido al nacedero desde Baquedano

Desde la parte posterior de la iglesia de Baquedano comienza un camino que pasa justo por delante de un restaurante.

Camino asfaltado, que se convierte en pista de tierra después de pasar las ultimas casas, no tiene perdida ya que lo único que tenemos que hacer es seguir el curso del río por su orilla izquierda.

La pista avanza convirtiéndose en senda, permitiendo descubrir numerosas pozas de un azul esmeralda increíble.

En el bosque que recorre nuestro itinerario, domina fundamentalmente el haya, pero es importante observar la gran variedad de árboles, pudiéndolo considerar como un bosque mixto. Al comienzo dominan las encinas, para pasar a los quejigos y a las hayas, pero las sorpresas arbóreas son constantes, arces, tilos, fresnos, se mezclan con especies arbustivas como el espino, parcharan, aligustre, boj y algún avellano.

De poza a poza, el río corre en remansos o en rápidos creando pequeñas cascadas de extrema belleza.

















Pulsa en las imágenes para verlas a un tamaño mayor