miércoles, 27 de julio de 2016

La dulce Gränna y la isla de Visingsö

Gränna es una pequeña localidad situada a 35 kilómetros al norte de Jönköping, en el margen derecho del lago Vättern, en la región sueca de Småland. Sin embargo, la fama de Gränna se extiende mundialmente y ello es debido a los polkagris unos bastoncitos de caramelo de sabor a menta y decorados con espirales de color rojo y blanco.

Cuenta la leyenda que el gigante Vist lanzó un trozo de tierra al lago Vättern para que su mujer tuviera un lugar donde pisar. Así se dice que nació la isla de Visingsö.

Hoy encontrarás en ella restos de la Edad de Piedra en adelante. Una ruta por la isla te llevará a descubrir lugares históricos, exhibiciones de arte y preciosos parajes naturales. Puedes alquilar una bicicleta en el puerto, coger un mapa, comprarte la comida en alguna cabaña de pescadores y pedalear hacia el sur de la isla a través de los bosques de encinas. Detente a comprar en las tiendas de agroturismo y a visitar las ruinas del castillo de Näs. O también puedes dar una vuelta por la isla en remmalag, un popular carro tirado por caballos que ha servido para el transporte de personas y bienes durante los últimos 100 años.













Pulsa en las imágenes para verlas a un tamaño mayor